Pues Dios, que dijo que de las tinieblas resplandeciera la luz es el que ha resplandecido en nuestros corazones, para iluminación del conocimiento de la gloria de Dios en la faz de Cristo. Corintios 2 4:6

El Papa recibe a Macron, conversaciones sobre el clima y Oriente Medio

El presidente francés en audiencia en el Palacio Apostólico: una hora de diálogo a puerta cerrada con el Papa Francisco. A continuación, la reunión con el secretario de Estado, Parolin, y el secretario para las Relaciones con los Estados, Gallagher. Se reafirman las buenas relaciones bilaterales existentes. Ayer por la tarde el encuentro con una delegación de la Comunidad de San Egidio.

Ciudad del Vaticano, 26 de noviembre 2021.- El presidente Emmanuel Macron, que llegó poco después de las 11:00 bajo una lluvia torrencial, permaneció durante una hora, hasta las 12:05, conversando con el Papa Francisco. El jefe del Elíseo, fue recibido por monseñor Leonardo Sapienza, regente de la Casa Pontificia, mientras uno de los caballeros de Su Santidad le entregaba un paraguas con los colores blanco y amarillo de la bandera vaticana. Se presentó en el Palacio Apostólico tras la firma del Tratado Italia-Francia para la cooperación bilateral reforzada en el Quirinal. En la rueda de prensa inmediatamente posterior a la firma del acuerdo, Macron, anticipando los temas que le habría gustado presentar al Papa, entre ellos el clima y la pandemia, recordó sus contactos anteriores con el Pontífice. «Ya he hablado de los migrantes con el Papa Francisco, un hombre extremadamente lúcido y vigilante de los problemas del mundo», dijo el jefe de Estado. «Hablar con el Papa de varios temas internacionales, es muy importante: hay que hacerlo en cualquier momento útil y éste lo es».

Cien años desde la reanudación de las relaciones bilaterales
En el Vaticano, tras la audiencia con el Papa, Macron se reunió después con el cardenal secretario de Estado, Pietro Parolin, y con el secretario para las Relaciones con los Estados, monseñor Paul Richard Gallagher. “Durante las cordiales conversaciones en la Secretaría de Estado», señala una nota de la Oficina de Prensa de la Santa Sede, «se subrayaron las buenas relaciones bilaterales existentes, cuyo centenario se ha celebrado recientemente». La referencia es a las celebraciones del pasado 19 de octubre en Villa Bonaparte entre Parolin y el primer ministro Jean Castex por el centenario del restablecimiento de las relaciones diplomáticas en 1921.

Las conversaciones en la Secretaría de Estado
En el comunicado de prensa del Vaticano se subraya que «en el transcurso de las conversaciones se discutieron varios temas internacionales, entre ellos la protección del medio ambiente a la luz de los resultados de la reciente Cop26 de Glasgow. También hubo un intercambio de opiniones sobre las perspectivas de la próxima presidencia francesa de la Unión Europea, así como sobre el compromiso de Francia en el Líbano, en Oriente Medio y en África».

Intercambio de dones
Macron ofreció al Papa dos biografías de Ignacio de Loyola: la primera es una versión muy rara de 1585 escrita por Giovanni Pietro Maffei, que es una referencia desde hace varios siglos y que se puede comparar y poner en perspectiva con una segunda obra, Inigo, de François Sureau, miembro de la Academia Francesa, que ofrece un breve retrato del fundador de la Compañía de Jesús. Obra a medio camino entre el ensayo y la biografía, rinde un nuevo y moderno homenaje al santo. Francisco correspondió con un cuadro de cerámica que representa la Basílica de San Pedro vista desde los Jardines Vaticanos.

Llamadas telefónicas y reuniones
Varias son las llamadas telefónicas entre el Papa y Macron desde el inicio de su quinquenio presidencial. Una de ellas está fechada el 30 de octubre de 2020, el día del atentado contra la catedral de Niza en el que murieron tres personas. Francisco había telefoneado al jefe de Estado para expresarle su dolor y sus condolencias. La última conversación telefónica tuvo lugar en marzo de 2021 y duró unos 40 minutos.

El presidente aprovechó para felicitar a Francisco por su viaje a Iraq, que calificó de «verdadero punto de inflexión» para Oriente Medio. Ambos habían expresado su preocupación por las crisis que están desestabilizando muchas regiones del mundo, y durante la conversación – informaban los medios transalpinos – se había hablado también de la posibilidad de un viaje papal a Francia, así como de la de una segunda visita de Emmanuel Macron al Vaticano, tras la del 26 de junio de 2018 que duró 57 minutos y se centró casi por completo en el tema de los refugiados y los migrantes.

Encuentro con San Egidio
La visita del presidente francés a Italia continuará por la tarde con un encuentro en el Quirinal, primero con el presidente de la República, Sergio Mattarella, y después con el primer ministro, Mario Draghi. Anoche, sin embargo, Macron acudió al Palacio Farnese para reunirse con una delegación de la Comunidad de San Egidio, con Andrea Riccardi, Marco Impagliazzo y Mario Giro. Se debatieron varios temas, empezando por la idea de colaborar – durante la presidencia francesa del semestre europeo – en un evento mundial a favor de la abolición de la pena de muerte. Una campaña con la que San Egidio está comprometido desde hace años. Por lo que respecta a África, se mencionó especialmente la grave situación del norte de Mozambique, donde el conflicto, además de las numerosas víctimas, ha provocado hasta ahora más de 700.000 desplazados. El presidente fue informado del trabajo de la Comunidad en la provincia de Cabo Delgado, tanto en términos humanitarios para ayudar a los refugiados como para reconstruir el entramado social a través del diálogo interreligioso. Otro tema importante que se abordó fue el de los corredores humanitarios promovidos por San Egidio para responder a las crisis siria, libia y afgana, a los que se ha sumado Francia. Macron aseguró que su país mantendrá su compromiso en este sentido.

Salvatore Cernuzio

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *